El tabaco, un gran contrincante de la salud bucal

0
235
dia-tabaco
Autor: AMarcos 1

Este próximo viernes, 31 de mayo, se celebra el Día Mundial contra el Tabaco, que se creo para mentalizar a la población sobre los riesgos que supone el consumo de esta droga legal y promover políticas eficientes de reducción de tal consumo. El tabaco provoca cada año millones de muertes en el mundo, siendo la segunda causa mundial de muerte, tras la hipertensión. La celebración de este día quiere llamar la atención sobre un inconveniente que se ha convertido hace cierto tiempo en un epidemia mundial y sus efectos mortales para la salud.

dia-tabaco

Aunque son los problemas pulmonares que causa la nicotina la preocupación central de los médicos y de la opinión pública, el tabaco tiene otras consecuencias muy negativas para el resto de nuestro organismo, incluyendo nuestra salud dental.

Los efectos del tabaco en nuestra boca son innumerables, siendo el más grave el cáncer oral, ya que es una enfermedad potencialmente mortal. No obstante, hay otras consecuencias no tan graves, mas que sí que pueden resultar muy molestas y perjudiciales para la salud. Y es que el tabaco provoca un abanico muy amplio de efectos dañinos sobre los dientes, empezando por pequeños cambios estéticos hasta algunas enfermedades más graves, como el cáncer de boca o el de esófago, que tienen una mortalidad del cincuenta por ciento a los 4-cinco años. Si al tabaquismo se aúna el consumo de alcohol, los efectos negativos son mucho más asoladores.

tabaco-salud-dental

Además de cambiar el color de nuestros dientes, las sustancias tóxicas presentes en el tabaco hacen que el esmalte bucal se cristalice y se haga más débil, facilitando la aparición de las caries y contribuyendo a la desmineralización de los dientes matando sus componentes orgánicos.

Estudios recientes prueban también que el tabaquismo puede provocar periodontitis, una enfermedad crónica y también irreversible que afecta a las encías y a las partes encargadas de mantener a los dientes.

Como conclusión, podríamos indicar que el tabaco es uno de los grandes oponentes de nuestra dentadura, los mancha, los daña y por último los destruye.

¿Que opinas tu?

Dejar respuesta